Revista Oriental

Uncategorized

DESCARGANDO EN MÓVILES

Huawei y el aprendizaje neuronal

La pasada edición de IFA vivió un anuncio importante en forma de procesador. La compañía china Huawei presentó en aquel marco el primer procesador móvil con capacidades de inteligencia artificial –IA–. Bajo el nombre de Kirin 970, el gigante de las telecomunicaciones mostró al mundo algunas de las sorprendentes capacidades que un chip podría hacer en el futuro de la telefonía móvil y que también tendrá envoltorio: el Huawei Mate 10.
Pero, ¿qué es eso de la inteligencia artificial? Lo primero que habría que aclarar es que a día de hoy la IA no es, ni mucho menos, lo que estamos acostumbrados a ver en el cine. Las máquinas son capaces de realizar proezas increíbles, pero siempre deben estar programadas para hacerlas. Una máquina al uso no es capaz de aprender ni de resolver problemas para los que no ha sido programada. Un sistema de IA sí.
Empresas como IBM, Apple o Microsoft llevan años desarrollando sistemas que sirvan para hacer la vida de las personas más fácil a través de un tipo de tecnología que es capaz de aprender de los patrones humanos adaptándose de esa forma a lo que el usuario necesita y no a lo que el fabricante ha creado. Estos potentes y complejos sistemas capaces de aprender y de resolver problemas –todavía de forma muy básica– suelen tener en la nube casi todo su proceso de cálculo, por lo que obliga a una conexión a la red.
Ya existen sistemas de IA, pero son todavía muy básicos y en algunos casos están en vías de desarrollo. Los sistemas capaces de jugar al ajedrez o al milenario juego chino Go tienen su base de funcionamiento en la nube haciéndoles capaces de aprender con cada nueva partida que juegan. Un vehículo autónomo, capaz de conducir solo, aprende de su entorno y de los patrones de conducta de otros conductores sabiendo con el tiempo qué calles estarán más congestionadas a ciertas horas del día evitando circular por ellas. Todo esto es IA.
A una escala mucho menor pero mucho más real y próxima, pronto veremos la última tecnología de IA en un teléfono móvil chino. El procesador Kirin 970 creado por Huawei se compone de una unidad central de ocho núcleos, una gráfica de doce núcleos, y un novedoso chipset de cuatro núcleos denominado ´NPU´ –Neural Processor Unit, Unidad de Procesamiento Neuronal–. Una de las grandes virtudes de este nuevo procesador neuronal es que gran parte de su IA –no toda– está en el procesador, y no en un sistema en la nube. La potencia y configuración de este procesador le permite dar un rendimiento 25 veces superior a otros procesadores, y con una eficiencia energética 50 veces mayor.
La inteligencia humana se desarrolla desde la infancia. Un niño aprende, por ejemplo, lo que es un gato y nunca más necesitará procesar cómo es este animal para identificarlo. Lo verá y sabrá lo que es al instante. Esta capacidad cognitiva que tenemos los humanos no la tienen las máquinas. Un procesador necesita analizar las formas del gato, su composición, y luego compararlo con imágenes al azar hasta encontrar un patrón que se repita en las fotos y que le muestre que lo que está viendo es un gato. Ese proceso puede llevar segundos para identificar una simple foto de un gato.

Publicado en

Related Posts

Recibe noticias, novedades y contenido exclusivo Gratis !
Please wait...
Mira las publicaciones de nuestros números anteriores