Revista Oriental

Misceláneos

LA LITERATURA DE SIU KAM WEN

Y la comunidad sino-peruana a través de los ojos de una intelectual China

Por: Richard Chuhue
Yushu Yuan (苑雨舒) es una joven investigadora y catedrática nacida en la ciudad de Yantai, provincia de Shandong en China. Recientemente ha obtenido el doctorado en Literatura Hispanoamericana de la Universidad Complutense de Madrid con la tesis “La inmigración china al Perú y la narrativa de Siu Kam Wen”, en la que profundiza el estudio de las obras narrativas del connotado escritor chino peruano. La línea de sus estudios incluye además la narrativa latinoamericana, la inmigración china a los países hispanohablantes y la comparación de la cultura china e hispánica. Actualmente se desempeña como profesora de Filología Hispánica de China Foreign Affairs University (外交学院). Conversamos con ella para obtener algunas impresiones sobre su trabajo de investigación:

¿Cuáles son los aspectos principales tratados
en tu tesis y sus aportes?
Mi trabajo de doctorado se concentra en Siu Kam Wen, un escritor de origen chino, y su creación literaria. Como él vivió cerca de 25 años en el Perú, coloca la mayoría de sus historias en la Lima de los años 60 y 70 del siglo pasado, y en ellas recuerda su infancia, adolescencia y juventud como un inmigrante chino. Al mismo tiempo también incluye en sus libros lo que sucede a sus familiares, amigos, vecinos, y otros miembros de la comunidad. En esta forma, logra presentar ante nosotros la vida verdadera de la colonia china en la capital peruana. Durante la lectura me fui dando cuenta de que para interpretar bien las obras narrativas de Siu Kam Wen, era imprescindible conocer la historia de la inmigración china al Perú. Como consecuencia, realicé en mi tesis de doctorado el análisis literario como una investigación histórica y social.
Actualmente hay varios investigadores europeos, norteamericanos y latinoamericanos que estudian los cuentos del señor Siu, pero no hay muchos que provienen de mi país. Por lo tanto, yo, con la misma cultura china que comparto con el escritor, aporto una perspectiva nueva y oriental. Además, creo que mi trabajo es el único (hasta el momento) que incluye todas las obras narrativas publicadas de Siu Kam Wen, desde El tramo final, el primero, hasta Viaje a Ítaca, que se publicó en 2017. Lo más importante, yo combino la literatura con lo que pasó y pasa realmente a la colonia china en el Perú. Creo que solo con esta forma podemos entender bien su creación literaria y lo que él nos quiere decir.

¿Cuáles eran tus nociones acerca de Perú
antes del inicio de tu investigación?
Conocí la existencia del Perú en primer lugar, en mi infancia. Cuando todavía era una niña leí libros sobre el Imperio Incaico, los cuales me encantaban. En aquella época preguntaba sin cesar a mis padres si me podrían llevar a Cusco para hablar con el dios Sol. Luego en las clases de Geografía Mundial también hablábamos de este país latinoamericano, y Lima es una de mis ciudades favoritas por su clima: no hace ni tanto frío ni tanto calor. ¡Lo más maravilloso es que es húmeda a pesar de que casi nunca llueve! Logré más conocimientos del Perú cuando empecé mis estudios del español en la universidad, aunque no sabía que existía una comunidad china tan grande antes de comenzar mi investigación.

En general ¿cómo percibes en China el conocimiento
sobre el Perú? ¿Y en España?
En China generalmente por libros y la televisión. Debido al paisaje y la civilización exótica, Perú se ha convertido en un destino muy deseado por los turistas chinos. Como consecuencia hay muchos programas que introducen el Perú a nosotros. Al llegar a España conocí muchos amigos peruanos, quienes me hablaban de sus pueblos natales. Otros eran los compañeros de la universidad, quienes me aportaban aspectos muy interesantes de la cultura y la historia peruana. Todo esto me hizo conocer más de este país.

¿Piensas que en China de hoy se dan mayores facilidades para los estudios en el extranjero?
Creo que sí. En primer lugar, desde mi perspectiva de profesora, las universidades chinas ahora están haciendo mucho trabajo en cuanto a este tema. Por ejemplo, China Foregin Affairs University, donde yo trabajo, coopera con las mejores entidades educativas de países extranjeros y dan a los estudiantes muchas oportunidades de intercambios. En segundo lugar, desde mi experiencia personal, creo que ahora los jóvenes chinos tienen grandes ganas de conocer el mundo exterior, y afortunadamente sus padres los apoyan porque muchos ya tienen la capacidad de pagar los gastos. Al mismo tiempo el gobierno también presta mucha atención a ayudar a los estudiantes. Durante mi estancia en Madrid logré una beca de la embajada china y muchos de mis amigos gozaban de apoyo económico de China Scholarship Council y otras entidades de nuestro país.

¿Te gustaría conocer el Perú?
Me gustaría mucho conocer el Perú y espero que pueda tener la oportunidad de visitarlo y recorrerlo, porque es mi sueño desde la infancia. ¿Recuerdas que comenté que cuando era niña siempre pedía a mis padres que me llevaran a Cusco? Después de iniciar mi investigación me doy cuenta de que el Perú es tan hermoso como imaginaba cuando era pequeña pero mucho más atractivo: como un país multiétnico, presenta una enorme heterogeneidad social y cultural. La colonia china en el Perú, parte importante de la sociedad peruana, comparte el mismo origen que nosotros, pero esta comunidad peruano china ha desarrollado nuevas características en un continente totalmente diferente. Todo esto para mí es un gran tesoro.

¿Has recibido algún apoyo de la
comunidad peruano china o sus integrantes?
En 2016 participé en “Puente al Futuro”, un programa realizado por el gobierno chino en que se invitaron los jóvenes políticos, economistas e investigadores de Latinoamérica a conocer de cerca la China actual. Con mucho honor yo serví de coordinadora de la delegación peruana, en la que varios miembros tenían origen chino. Se pusieron muy emocionados al conocer el tema de mi trabajo de doctorado y me comentaron las historias de sus abuelos chinos durante todo el viaje. Me hablaron de cómo los antepasados chinos de su familia llegaron de Cantón al Callao, y que todavía recordaban las veces cuando sus abuelos les llevaron al barrio chino. Vieron a los ancianos charlar con los paisanos en cantonés, una lengua que sus padres todavía entendían algo pero ellos mismos ya no sabían nada. Todos estos relatos reales de inmigrantes chinos se convierten en no solo unas maravillosas memorias sino también en los primeros pasos para mi tesis. Yo siempre admiro mucho la diligencia, la inteligencia, la bondad y todos los preciosos valores que muestra la comunidad china en el Perú. Espero que en el futuro pueda tener más contacto y cooperación con ella y sus integrantes.

¿Qué satisfacciones te ha brindado tu investigación?
A decir verdad, durante varios meses después de elegir este tema tenía mucho miedo por no poder cumplirlo. Pensaba que era un país tan lejano, un tema tan desconocido y no sabía qué podía hacer. Un día encontré por casualidad un libro que redactó una investigadora norteamericana. Ella, al leer Clásica de Montañas y Mares, una antigua obra fantástica china y realizar una serie de mediciones y comparaciones geográficas, llegó a la conclusión de que dicho texto no era meramente una leyenda sino una nota de viaje: es muy posible que los chinos antiguos ya hubieran llegado a Latinoamérica. No importa si fue verdadero o no, en aquel entonces yo estaba animada por el valor de los posibles viajeros; me dije a mi misma: si mis antecedentes, en una época sin tecnologías avanzadas de comunicación y transporte, se atreven a salir de explorar el mundo desconocido, yo tampoco debo tener miedo.
Así empecé con mi tesis, y al terminarla me di cuenta que lo más precioso que logré fue la ayuda recibida de mucha gente. Para mí la amistad es aún más valiosa que la información. Logré conocer al señor Siu Kam Wen, a Richard Chuhue y otros compañeros chinos, peruanos y españoles, que son mis profesores y colegas de la investigación académicas y al mismo tiempo amigos generosos en la vida.
Todavía recuerdo lo contenta que estaba cuando terminé la tesis (conseguí el título de doctorado y el Cum Laude), pero no solo porque esta marca el fin de mi proyecto. En aquel entonces lo que pasó en mi mente era la relación misteriosa entre China y el Perú y todos los dos siglos de la inmigración china a este país latinoamericano. Creo que esta investigación es el gran homenaje que quiero rendir a las dos etnias y numerosos miembros de la comunidad china representado por Siu Kam Wen. Mi tesis no es en ninguna forma un fin, sino un inicio. Tengo ganas de dedicar mucho más tiempo (o incluso mi vida entera) a la investigación de este país, en que puedo gozar siempre de la satisfacción y el orgullo que siento por mi trabajo doctoral.

Recibe noticias, novedades y contenido exclusivo Gratis !
Please wait...
Mira las publicaciones de nuestros números anteriores