RETRO CAFE

LA NUEVA PROPUESTA DE CESAR HAYASHIDA HONDA


El nikkei César Hayashida Honda ha abierto el Restaurante Retro Café, un espacio culinario para disfrutar de manjares de la cocina de antaño, la fusión nikkei y degustar de un aromático café, amén de postres, evocando al paladar los gustos y modas de tiempos pasados.
El principal disfrute para el comensal son los sorprendentes platos salteados, sea de lomo al jugo o clásico, el yasai tame (vegetales) o un tallarín saltado, teniendo como armas el wok (sartén), ingredientes de calidad y buen fuego, manteniendo en alto el aroma, el color y el sabor.
Hayashida (63) tiene un largo recorrido como persona y paseante. En la infancia correteó por las inmediaciones de Capón, y recordamos nuestros encuentros infantiles en la Óptica Fama, cuyo propietario era su progenitor Yoshimitsu Eduardo, en la cuadra 8 de jirón Paruro. En el Barrio Chino, entre los aromáticos olores que emergían de los chifas y del propio hogar, con platos nipones o de su fusión, el acercamiento con la cocina era parte en su crecimiento personal.
Empero, por esas curiosidades de la vida, enrrumbó a Ashikaga, en la prefectura nipona de Tochigi, e ingresó a laborar en la línea blanca de Sanyo, luego a la fabricante de autopartes Jiuwa, en Yokohama, prefectura de Kanagawa. En ese andar, Hayashida, en los momentos libres o durante el habitual refrigerio, conversaba con los itamaes o cocineros haciendo consultas sobre las formas de preparación y los insumos que se requerían para preparar almuerzos o cenas. Y esa experiencia, con otros dos peruanos, las volcó abriendo el Restaurante “Los años locos”, en Fukaya, Saitama Ken, donde el fuerte era la cocina peruana, atendiendo básicamente a los connacionales que laboraban en el país insular y sorprendiendo a los propios japoneses,
En los años ’90, su espíritu lo condujo hacia Estados Unidos, por cuatro años, ya ejerciendo la tarea de chef, mostrando su carácter culinario en los restaurantes Mario en Los Ángeles, Mamitas en Glendake y Hatuchay en San Fernando, todos al sur de California.
Y retornó a Japón, dejando sartenes y espumaderas, para nuevamente trabajar en la fabricación de autopartes y posteriormente en la producción de neumáticos en Bridgestone en Kanagawa. En el interín se reencontró con sus hijas, ambas profesionales. Y nuestro entrevistado permaneció en Nihon, matizando las horas libres con el conjunto musical “Los viejos amigos”, interpretando música del folclore peruano y de la Nueva Ola de los años ’60 y ‘70, teniendo como escenario el pub La Frontera, en la urbe de Oyama.
Hasta que, finalmente, volvió a la patria añorada, para dedicarse a la cocina. Primero en el distrito de Breña y ante el éxito de sus salteados decidió mudarse a la Residencial San Felipe (segundo piso, Tienda 62), Jesús María, a pocos pasos del CCPJ, y allí amplió la carta, con el Moyashi Salteado, Retrochaufa, Causa con Lomo, Tallarín a la Huancaína con Lomo, Tallarín Verde con Pescado, Asado de Res con Puré y, el tradicional, Lomo Saltado, con otros deliciosos agregados culinarios, manteniendo siempre el aroma, color y sabor.
(Chang Tzutsi)

Dirección:
Residencial San Felipe (segundo piso, Tienda 62) Horarios de Atención: De 12 a.m. a 10 p.m.

Mira también

SUSCRIBEN CONVENIO INTEGRAL

SNI peruano y CNFI de Taiwán Foto: SNI La Sociedad Nacional de Industrias (SNI) y …