POEMA VIGENTE

Del tusan cofundador de Hora Zero

El 27 de julio del 2018 murió el poeta Enrique Verástegui Peláez (Li), uno de los fundadores del movimiento Hora Zero. Cabe recordarlo, teniendo como sustento, un artículo publicado en agosto de 2018 en la revista Somos, entrevistado en su casa de Cañete por la periodista Rafaella León.
Con su característico rostro de afrochino, vistiendo inconfundible pullover y mirada serena, recordaba su historial, trasmitía y respondía si era fácil ser poeta en el Perú.
“Sea solo en una persona, entonces habrá valido la pena. La poesía es todo, depende del talento y del autocultivo para producir poesía, aun cuando esta no sea para la gente una necesidad. Si la poesía suscita algo, así siempre un acto de buena voluntad”, concluía.
Sus obras son múltiples, y sus seguidores consideran que entre ellas está la prosa poética “Maitreya”, publicada en Teoría de los Cambios (Sol negro, 2009). Allí dijo más de lo que dijo: Me he sentado a esperar la vejez. No pienso ni hago nada hasta que llegue otra generación a desempolvar el brío, los libros dorados, las matemáticas, el cuerpo, el alma, el universo, todo ese conocimiento sepultado por el rencor, la gnosis que demuestra que lo infinito está en lo finito donde está, realmente, el universo. Florecí más que nadie pero perfidia cayó sobre mí, doblándome como una flor, herrumbrándome, y fui silenciado. Maitreya pasó desapercibido como una sombra por la vida, ¿no dan ganas de llorar?
Poeta, ensayista, filósofo, cuentista, novelista, dramaturgo, guionista, músico, acuarelista, físico, lógico y matemático, cofundador del Movimiento Hora Zero, junto a los poetas Jorge Pimentel, Juan Ramírez Ruiz, Jorge Nájar, Enriqueta Belevan y Carmen Ollé, dejó otras obras como “Dazibao”, acaso evocando su pasado chino.

Mira también

EXPOALIMENTARIA VIRTUAL

De septiembre a noviembre Acorde a las circunstancias en las que se desarrolla la nueva …